Vacaciones,una de las palabras más apreciadas por los trabajadores de una empresa, pero a la vez uno de los quebraderos de cabeza más complejos para los directores de recursos humanos y en general para los jefes y responsables de cualquier corporación. ¿Cómo reparto los días festivos y vacaciones entre todos los trabajadores? ¿Qué es más justo, premiar a los más antiguos o hacerlo siempre por sorteo? ¿Qué hago con los periodos más conflictivos como Navidad, Semana Santa y Agosto?

Hoy en el blog de Magalia hablamos de uno de los temas más interesantes dentro del apartado de los recursos humanos y veremos cómo se organizan las empresas para solucionar este tipo de conflictos. ¿Qué sueles hacer tú en tu pyme? Cuéntanos cómo lo sueles resolver en nuestras redes sociales, y comparte si te gusta el post. ¡Comenzamos!

1-. Reparto por antigüedad

En muchas empresas, sobre todo aquellas en las que lograr longevidad es complicado, el reparto de vacaciones en función de la antigüedad suele ser el sistema más elegido. El problema de este sistema es que genera muchos conflictos entre compañeros, sobre todo cuando la plantilla se estabiliza. Es recomendable que, si se selecciona esta opción, se apueste por un modelo en el que sólo se puedan elegir un tercio de los días con preferencia por antigüedad, dejando el resto de días a criterios como la suerte o semanas corredizas.

2-. Reparto por quincenas que se mueven hacia delante todos los años

Es el sistema más justo, ya que todos los empleados pasarán a lo largo de un ciclo de 4 años por todas las quincenas posibles de vacaciones generales. Este modelo, además, incentiva el intercambio de turnos en el caso de necesidad.

3-. Reparto por sorteo

Quizá el sistema más aleatorio y arriesgado. Sobre la  suerte no hay nada escrito, y si hay coincidencias de mala o buena suerte, los trabajadores terminarán exigiendo un sistema más controlable.

En cualquiera de los casos, es recomendable dedicar un mes a posibles intercambios entre compañeros de tal manera que si encuentran a alguien que quiera y pueda cambiar el día o el turno, y traigan ese cambio firmado, por escrito y en persona, se puedan hacer cambios de días sueltos, o de paquetes semanales.

Repartas como repartas las vacaciones, aquí te dejamos de regalo una plantilla para controlar desde ya las vacaciones de tu personal: Descargar aquí